¿Cómo optimizar el ahorro energético en tu baño?

El baño es un espacio susceptible de ahorro. Sin embargo, muchas personas olvidan tomar medidas ecológicas en él. ¿Sabes cuántos litros de agua se van por el retrete cada vez que tiramos de la cadena? ¿Conoces cuánto te cuesta en tu factura estar cinco minutos más debajo del grifo de la ducha? ¿Qué crees que ocurriría si no dejaras correr el agua cada vez que te lavas los dientes? En este artículo te explicamos unas cuantas soluciones que puedes tomar, que además no tienen por qué suponer una gran inversión.

Paga por lo que consumas

Además de ahorrar energía, debes tener una tarifa por la que pagues justo por lo que consumes. Hay que tener en cuenta que el precio de la luz es alto y, por ello, conviene elegir modalidades que se adapten a nuestro consumo. El precio de la luz en España es de los más altos de Europa pero si nos interesamos por el mercado eléctrico podemos sortear, en cierta manera, estas cantidades tan elevadas. La última bajada del precio de la luz se registró en septiembre y fue del 17%.

Lo mejor para contratar tarifas que se ajusten a nosotros es utilizar un comparador de luz y de gas. Esta herramienta te señalará los mejores precios para tu consumo, si tienes cualquier tipo de duda puedes recurrir a la atención al cliente de Iberdrola, Podo, Repsol o la compañía correspondiente. Si contratas una de estas y consideras que estás pagando demasiado, como cliente tienes el derecho a consultar tus facturas, que se suelen encontrar en el área de clientes de Iberdrola, Endesa y todas las comercializadoras. Si no tienes cláusula de compromiso podrás cambiarte cuando quieras.

baños modernos Sevilla diseño interior reformar cuartos de baño servicios precio
baños modernos Sevilla diseño interior reformar cuartos de baño servicios precio

Trucos para ahorrar energía en el baño

Ahora sí, aquí te contamos varios trucos para ahorrar energía en tu baño. Recuerda que tu compromiso con el planeta no puede rescindirse de un día para otro, sino que tiene que ir in crescendo, así que te animamos a integrar gradualmente estas medidas:

  • Reguladores de agua: son baratos y reducen el consumo de agua de forma notable. Lo mejor es que el consumidor no lo percibe, pero sí que se ve reflejado en su gasto. Según los expertos ahorran entre un 20% y un 50%.
  • Sistemas de doble descarga: todos los inodoros nuevos llevan este sistema, para que no se desperdicien tantos litros de agua cada vez que se tira de la cadena. En caso de no querer reemplazar el retrete, puedes introducir una botella de plástico en el depósito, que hará que haya menos espacio para que se acumule el líquido y tirará menos cada vez.
  • Cierra siempre el grifo. Cuando nos lavamos los dientes, nos frotamos las manos o nos afeitamos. En todas estas acciones, si no se utiliza el agua el grifo ha de estar cerrado porque si no es un despilfarro.
  • Papel reciclado: en la línea de la sostenibilidad, ¿qué te parece utilizar papel reciclado? es una buena opción, puesto que cumple su función y en su producción se ha gastado menos energía. Si quieres saber por qué los ecologistas reniegan del papel higiénico tradicional lee aquí.
  • Stand by: en el baño también existe el consumo fantasma y se centra en esos aparatos que tenemos enchufados aunque no utilicemos como el cepillo eléctrico o la máquina de afeitar.
  • Luces LED: por último, utiliza las bombillas LED para iluminar esta estancia y el resto de la casa. Está demostrado que utilizan mucha menos energía y son totalmente ecológicas.

Solicitar presupuesto

He leído y acepto la política de privacidad
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.